Follow us on Social Media
Image Alt

Opinión: las excusas de los atenidos

Opinión: las excusas de los atenidos

Frank Mccoy, estudiante Sala de Periodismo.

Atenidos, esa palabra retumbó en mi cabeza como un nuevo hit de reguetón. La Vicepresidenta Marta Lucía Ramírez tiene toda la razón, pensé, y es que ella puede que represente el pensar de más de un mandatario, plasmado en aquel el dicho popular “los colombianos queremos todo regalado”, y por qué tiene razón la “vice”, – dicho cariñosamente, porque es mejor ser atenido pero lambon y no patear la loncherapues continúen leyendo vagos.

Primero: Hay que ser ingeniosos. Así como el par de niños en Tunja, Boyacá que ante la lente de la cámara de Caracol Noticias son un ejemplo de superación reinventándose e inventando una conmovedora historia en donde este país deja de contar la cifra de 9,2 millones de personas en situación de pobreza multidimensional, en su imaginación ellos tienen un computador, pero en esta historia esperan que la pantalla si funcione, que el teclado no sea un viejo trozo de madera y que en lugar de sentarse en ladrillos lo hagan en  una respectiva silla. Así que cojan una banana y usarlo como celular o  entren a una caja y póngala a rodar cual automóvil. La cuestión es la falta de imaginación.

Segundo: Retener las fuerzas posibles para afrontar la situación, y no parar de trabajar. Tal como retuvieron a  Edy Fonseca, un mujer de 51 años que cumplía su labor de vigilante en el edificio Luz Marina de Maez, Bogotá, luego  de realizar el aseo general porque “qué dirán los patrones”, esta mujer se hospedó, contra su voluntad, durante 25 días en este lujosos sector de la ciudad, viviendo en el edificio que por contrato debía cuidar y durmiendo el un lujosos sofá. Evidentemente sale a la luz la falta de ganas de trabajar ya que Edy Fonseca no soporto más esta indignante situación, aunque para el Senador Varón Cotrino de Cambio Radical fue más indignante que dejará su puesto de trabajo. Empleo si hay lo que pasa es que toca hacer sacrificios.

Martha Lucía Ramírez, vicepresideenta de la República.

Tercero: Ser conscientes que hay preferencias con mayor altitud. Mientras los precios de los alimentos están por los cielos hay quienes no han podido ni despegar, de hecho algunos van en caída libre. Así es, sorprenden las prioridades del Gobierno por ayudar a la ya conocida Aerolínea panameña, siempre siendo un buen samaritano, ayudando al extranjero y mientras tanto que se esperen las atenidas de las Mipymes quienes se han manifestado porque aunque el Gobierno ha expresado que recibirán ayudas mediante créditos bancarios expresan que han tenido dificultad para obtenerlos.

“Somos conscientes de que el banco tiene el derecho de aprobar o no el crédito. Pero también somos conscientes de que a estas entidades no les conviene brindar las líneas de crédito del estado porque no es rentable para ellos. En este momento requerimos de las ayudas, realmente nuestra angustia es muy grande” Manifestó Patricia Moreno una pequeña empresaria para Dinero

Con ínfulas de influencer – Cargo que ahora es mucho más relevante que otros –  espero haberlos convencido de como vivimos en un país de atenidos, que esperan que el Gobierno saque de su bolsillo – ¿o es el nuestro? –  para darle a los ciudadanos todo lo que piden, bien dijo Luis Carlos Vélez “tanto va el cántaro a la fuente que al final se rompe”.

 

Por Frank Mccoy Berrío/ Estudiante Sala de Periodismo UAO 

Post a Comment